PIERCINGS LABIALES: LA BOCA AL DESCUBIERTO (II)

Y llegamos a la segunda entrega de un artículo dedicado a una de las zonas del rostro que más se decoran con un sinfín de piercings: los labios. Y es que esta área es de las más erógenas con las que cuenta el ser humano, de ahí que sea de las más solicitadas para dar un toque diferente a nuestro aspecto. En una primera entrega de la lista de piercings labiales que existen, os detallamos las características de cinco de estas perforaciones. En el artículo de hoy seguimos con la lista, una de las más extensas de cuantas existen sobre piercings. ¿Te decides ya por el tuyo?

1. Snake Bites

Se trata de un piercing que precisa de dos perforaciones, ambas en la zona más inferior del labio de abajo. Deben situarse de manera simétrica, es decir, una a cada lado del labio y de manera horizontal, con lo que se quiere lograr representar la mordedura de los colmillos de una serpiente, de ahí el nombre de snake. Deberás cuidar de las dos perforaciones durante unas seis u ocho semanas y las joyas que podrás lucir son una barra circular o un aro BCR.

2. Spider Bites

Este piercing también recibe el nombre de Viper Bites. Deben realizarse dos perforaciones muy juntas y, como en el caso anterior, en la zona baja del labio inferior, con lo que se supone que pretende simularse la mordedura de una araña. Una labret stud o un aro BCR son las joyas más recomendadas y 6-8 semanas el tiempo en el que tarda en curarse.

3. Dolphin Bites

Y continuamos con los piercings labiales que precisan dos perforaciones, aunque en este caso deben situarse centradas también por debajo del labio inferior, prácticamente tocándose. Cuenta con seis u ocho semanas de curación, y pregunta por las joyas que podrás emplear: una barra labret stud, tanto con bola como con cono.

4. Dahlia

Con este nombre tan sugerente se conoce al piercing de dos perforaciones situadas en las comisuras de los labios: una en el derecho y la otra en el izquierdo. También denominado Joker Bites (por el personaje de la saga Batman, obviamente), tendrás que cuidarlo con mimo durante seis u ocho semanas y decorarlo con una labret stud o un aro BCR.

5. Canine Bites

Y llegamos al último piercing de este artículo, el Canine Bites, que, como su propio nombre indica, intenta imitar la mordedura de un perro: cuatro perforaciones situadas dos en el labio superior y dos en el inferior. El mismo tiempo de curación que el resto de los piercings de esta lista es el que precisarás, y podrás decorarlo con labret stud o con barra circular (o combinados).

¿Necesitas ayuda?