El tatuaje realista: uno de los más populares

El tatuaje realista: uno de los más populares

Entre un montón de estilos de arte corporal, el tatuaje realista resalta como uno de los más populares en los últimos tiempos. Unido a ello, es uno de los estilos más complicados y que no todos los tatuadores manejan o dominan. De lograr el dominio del mismo, nos encontramos frente  a un artista profesional. Siendo así,a continuación entonces profundizaremos acerca del tatuaje realista, conociendo un poco más acerca de su concepto y clasificación.

Origen, tipos y métodos del tatuaje realista

El tatuaje realista define muy bien, incluso por medio de su nombre, de que trata exactamente. Como la palabra lo dice, es un tipo de tatuaje que se encarga de plasmar una imagen que luzca lo másreal posible. En sus comienzos, sólo se realizaba con la utilización de la tinta gris y negro, pero con el tiempo fue evolucionando y se fueron añadiendo tonalidades de colores a los diseños realistas. Ahora bien, esta es la razón por la cual es un estilo tan complejo, ya que no todos los artistas son capaces de lograr o emular una imagen que se vea real.

Al hablar de su origen, este es distinto a otros estilos que quizá tienen uno específico, provenientes de una cultura, de una moda o de una época en especial. En el caso de los realistas, estos se comenzaron a realizar cuando las máquinas o agujas tatuadoras lo permitieron por los avances de la misma.

Por otro lado, en relación al método o proceso que se lleva a cabo en este estilo de arte corporal, es también distinto a otros como el tribal, el polinesio o el acuarela. En el tatuaje realista, el tatuador suele usar una fotografía como base para plasmar el tatuaje en la piel del cliente, siendo entonces de gran importancia la calidad de la fotografía que se otorgue al artista ya que, si no es la adecuada, el diseño no quedará  con el elemento realista al 100%.

Por último, en cuanto a los tipos de tatuajes realistas, estos son pocos y muy específicos. El primero se trata de los tatuajestipo retrato, donde se tatúa en la piel un diseño que parece real. El segundo es el que mezcla dos fotografías y se logra un tatuaje de doble exposición o foto composición. Cabe destacar que en general estos no solo se refieren a rostros sino también a objetos.

Además, es importante acotar que este estilo de tatuaje suele ser grande, no aplica para diseños pequeños por los detalles que este implica, los cuales son muy complicados de lograr si el tatuaje es de un tamaño reducido. Igualmente, el uso de colores no es tan recomendado porque pierde la intensidad con el tiempo y al retocarlo, es posible que pierda el carácter realista.  De hecho, los mejores diseños de este estilo suelen ser los que se llevan a cabo con tinta negra o gris.

Siendo así, si buscas plasmar en tu piel una imagen que al verla parezca que es real como un rostro, un animal o un diseño doble que implique otros elementos, el tatuaje realista es lo tuyo.

Si buscas un estudio de tatuajes en Barcelona expertos en realismote esperamos en L’Embruix .